Archivo diario: 1 mayo, 2017

Documentada y pedagógica conferencia de Luis Miguel Román Alhambra sobre la cocina del Quijote

cocina 1

El presidente de la Sociedad Cervantina de Alcázar de San Juan encandiló a los asistentes dando un repaso por la cocina del Quijote y explicando la elaboración de algunos de sus más importantes platos 

Alcázar de San Juan 01-05-17.   En la mañana del domingo 30 de abril, Luis Miguel Román Alhambra -presentado por Mariano Ormeño, como presidente de la Asociación Cultural Recreativa Alcazareña (antiguo Casino de Alcázar) que ejerció como anfitrión de esta charla-, impartió una conferencia muy documentada y pedagógica sobre la variada cocina del Quijote.

Excelentemente documentada porque recogió cada uno de los lugares de la obra en donde se menciona algún tipo de comida, bien sea de diario, de días de fiesta, e incluso de bodas, y tanto platos principales como postres.

Explicó cómo la novela, que significó una revolución en la técnica narrativa de su época ya que introduce elementos reales e históricos en la trama, comienza a describir  desde la primera frase el tipo de alimentos que componían la dieta habitual de los hidalgos de la época.

Después hizo un recorrido pormenorizado  por las diferentes especialidades del Siglo de Oro español como la olla, la olla podrida o el atascaburras (que se preparaba a base de pescado en salazón machacado en una especie de puré con nueces o castañas y huevos duros). También dio un repaso rápido a las comidas de emergencia que se comen sin preparación como las sardinas arenques y pasó revista a las comidas para los viajes que aguantaban tiempo en las alforjas como son las empanadas de carne y las carnes en escabeche.

Se detuvo considerablemente en los duelos y quebrantos ofreciendo diferentes explicaciones de los motivos por los que podría llamarse así este plato que ha llegado hasta nuestros días y que es uno con los que la Sociedad Cervantina Alcazareña agasaja a su invitados a los llamados “Almuerzos con don Quijote”, junto con la caldereta (con tasajos de cabra)  de la que Cervantes menciona su preparación cuando a don Quijote y Sancho Panza se les hace de noche y se quedan a cenar con unos cabreros en sus chozas, resulta de una elaboración sumamente sencilla y que nunca puede salir mal si se utilizan buenos productos y se cocinan de forma natural y utilizando un fuego de leña. También la caldereta de cordero es uno de los platos que suelen formar parte de los “Almuerzos con don Quijote”.

cocina 2

Otorgó especial relevancia al guiso de bodas, una receta que es tradicional en Alcázar porque no solo se conserva su receta sino que se elabora anualmente y se consume en unas jornadas al efecto que muy acertadamente la hostelería local organiza y ejecuta, poniendo de relieve cómo hasta hace muy pocos años era la comida con que la familia de los novios agasajaba a los invitados y cómo había personas muy conocidas en la ciudad que se dedicaban a guisarlo para los cientos de los asistentes a las bodas.

Hizo una detallada exposición de los ingredientes y de la elaboración del gazpacho manchego o galianos, y de cómo lo aprendió a hacer y posteriormente lo comió con el pan ácimo al estilo de unos pastores cerca del santuario de Belén en el término de Almansa.

Finalmente defendió el tiznao (a base de bacalao) como uno de los platos que son santo y seña de la gastronomía de nuestra ciudad, Alcázar de San Juan y que por desgracia está cayendo en el olvido, quizás porque su elaboración requiere de que tanto el pescado como el resto de ingredientes, cebollas y ajos enteros tengan que ser asados a la brasa hasta que se tiznen  y a los que se añaden al final unas puntas de guindilla que hacen que tenga un gusto picante por el que también es conocido como “hijoputa”.

En cuanto a los postres, el referente del Quijote es la miel que junto con los requesones de los que también se da cuenta en la novela, forman un final de comida exquisito.

La detallada descripción de los platos y la pormenorizada forma de elaboración, hicieron mella en el apetito de los asistentes que debido a la hora en que finalizó la conferencia ya se encontraban predispuestos y dispuestos para embaular algo en sus corpachones, siendo hora de imitar más a Sancho que a don Quijote.

 

Sociedad Cervantina del Lugar de don Quijote

https://sociedadcervantinadellugardedonquijote.wordpress.com/

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan