Santiago Garci, un pintor de la Mancha para el mundo

En estos días rezuma actividad el estudio del pedroteño Santiago Garci, por un lado el artista se centra en terminar un óleo sobre tela de lino titulado “La última cena” y por otro lado, está además muy pendiente de la marcha de su exposición en Nueva York que está funcionando desde el pasado 12 de octubre

La ultima Cena.jpg

“La última  cena “, Óleo/tela de lino, tamaño 2 X 4 metros (aún inacabado)

 

Santiago Garci es un pintor realista manchego nacido en la localidad de Pedro Muñoz en la provincia de Ciudad Real (España).

Desde su primera exposición en Barcelona en 1989, la fama y experiencia de Garci han ido aumentando en el mundo de la pintura realista.  Ha expuesto en numerosas galerías españolas y otros países extranjeros como Francia, Estados Unidos o China.  En la Enciclopedia de Pintores y Escultores del Siglo XX (Editada por Forum Artis, S.A.), aparece la biografía de Santiago Garci, así como su carrera artística.

author-80157-130x172.gifTiene numerosos cuadros repartidos en galerías de toda España, así como en el extranjero como: Nueva York, Miami, Dallas, México, Hong Kong, Dubái, Paris, Rabat, Casablanca, Estocolmo, Bruselas, Roma, Teherán, y Karlsruhe (Alemania, Laren (Holanda). Sus obras están extendidas por  los cinco continentes.

Santiago Garci es el inventor y padre del movimiento artístico como es el  Emotivismo.  Habitualmente representa en sus cuadros paisajes y bodegones típicamente manchegos aunque también hace retratos por encargo.

Ha obtenido varios galardones que avalan su trayectoria, como la Medalla de Oro en reconocimiento a su trayectoria como pintor, otorgada por el Foro Europa 2001.

También ha publicado dos libros: En 1992 publicó Sentimientos (en España, Argentina y Méjico) donde expresa alguna de sus reflexiones y la historia de sus primeros cuadros. En 2017, El viaje hacia la Eternidad.

En cuanto a la televisión, Zweites Deutsches Fernsehen o ZDF (segunda cadena de la Televisión Alemana) realizó un reportaje sobre Santiago Garci y su obra.

Es Personaje ilustre de Pedro Muñoz. 

Nueva York.jpg

Exposición en Nueva York

«From la Mancha to New York»  es el título de la exposición que entre el 12/10/2018 y el 16/02/2019 está teniendo lugar en el QCC Art Gallery, The City University of New York, 222-05 56 Avenue. Bayside (New York).

Un total de veinticinco obras viajaron a Nueva York, son bodegones, paisajes y paisajes urbanos tanto de la Mancha como de Nueva York, obras todas de la corriente denominada Emotivismo.

Sus cuadros están siendo admirados por los neoyorquinos y visitantes de todo el mundo. En  diciembre y con motivo de las fiestas de Navidad, esta previsto que el artista viaje a la ciudad estadounidense para apoyar con su presencia la importante muestra allí expuesta.

http://www.santiagogarci.com/

Ventanitas

 

 

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

ONSE será uno de los grupos que tocará en las fiestas de Valdemoro

onse.jpg

El Ayuntamiento de Valdemoro ha tenido una curiosa y democrática iniciativa y es que para las próximas fiestas del 3 mayo los jóvenes de la ciudad eligieron qué artista musical querían que actuase

Los jóvenes de la ciudad han elegido a tres grupos locales ONSE, The Black Pegasus y Calibre 91, tres que cuentan con numerosos seguidores entre los chicos y chicas convocados por el Área de Juventud para participar en la encuesta ‘Quiero que venga…’

El ayuntamiento había barajado un solo grupo o solista y nombres como Melendi, Rozalén, Antonio Orozco, Amaral o Bustamante estaban entre los artistas propuestos, pero ninguno se ha acercado a las cifras obtenidas por los grupos locales que han compartiendo la convocatoria a través de sus redes de contactos para buscar el apoyo de aquellos que ya les conocen.

El grupo más votado ha sido ONSE donde canta el alcazareño afincado en Valdemoro Juanma Auñón, del que ya hemos hablado en otras ocasiones en este blog.

quiero que venga.jpgLos grupos finalistas han sumado 422 de los 707 votos emitidos (586 en la web municipal, 114 en redes sociales y 7 en urna); ONSE ha sido el más votado con 228 sufragios seguida de The Black Pegasus con 99 y Calibre 91, con 95 votos. Los 134 votos restantes se han repartido entre otros 86 grupos o solistas aunque ninguno de ellos ha superado los cinco apoyos.

Así que ni Estopa, ni Rosalía, ni Efecto Pasillo. El entusiasmo demostrado por los jóvenes de Valdemoro aupará a sus escenarios a sus grupos ONSE, The Black Pegasus y Calibre 91, quienes actuarán el próximo 3 de mayo en las fiestas  en honor al Santísimo Cristo de la Salud.

 

ONSE https://youtu.be/X-mOoDG-aeI

The Black Pegasus https://youtu.be/4ZVL93juAvo

Calibre 91 https://youtu.be/gyHxS_2iCYQ

 

http://www.valdemoro.es/

 

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

460 años desde que un español dejase de ser el rey de Inglaterra y del bautizo del Cervantes de Alcázar

460 años

Este mes de noviembre se cumplen 460 años de dos importantes acontecimientos, uno, que un español dejase de ser el Rey de Inglaterra y otro, del bautismo del Miguel de Cervantes de Alcázar de San Juan

Ambos acontecimientos tuvieron lugar en el año 1558.  Por un lado, al amanecer del día 17 de noviembre moría María I de Inglaterra. María Tudor era hija de Enrique VIII y Catalina de Aragón, y nieta de los Reyes Católicos. Fue también conocida por la historiografía protestante como Bloody Mary -María la sanguinaria-, por abolir las reformas religiosas que emprendió su padre y restablecer el catolicismo como religión oficial en Inglaterra.

María Tudor casó con Felipe II y durante su reinado se produjo un hecho único en la historia y es que a lo largo de cuatro años (25 de julio 1554 al 17 de noviembre de 1558) Felipe II fue rey consorte de Inglaterra,  dándose la curiosa circunstancia   de que en un periodo de dos años, ambos territorios, Inglaterra y España, tuvieron los mismos reyes. Esto ocurrió solamente en un periodo de dos años porque en los dos primeros en que reinó en Inglaterra, el príncipe Felipe II no era aún rey de España, accedió en primer lugar al reinado de Nápoles (Carlos I su padre le cedió la Corona de Nápoles y el derecho al Reino de Jerusalén) para elevarse al mismo rango de su esposa y obtener el título de Inglaterra.

Por ello el 17 de noviembre de 1558 y con el fallecimiento de María Tudor, el  español Felipe II dejó de ser rey de de Inglaterra e Irlanda. Su reinado se extinguió con la vida de su esposa.

Por otro lado, en Alcázar de San Juan el día 9 de noviembre se bautizó a un niño llamado Miguel de Cervantes como consta en la partida de bautismo existente en la parroquia de Santa María:

En nuebe días del mes de nobiembre de mil quinientos y cincuenta y ocho baptizo el Rdo. Señor AloDiaz Pajares un hijo de Blas de Cervantes Sabedra y de Catalina Lopez que le puso nombre Miguel, fue su padrino de pila Minchor de Ortega, acompañados (de) Juan de Quirós y Francisco Almendros y las mujeres de los dichos”.

(Al margen izquierdo, con grafía distinta, figura “este fue el Autor de la Historia de don Quijote, atribuida la referencia a Blas de Nasarre y Férriz, Bibliotecario Mayor del Rey y Académico de la Real Academia Española en tiempos de Felipe V)

Este documento fue encontrado en 1748 por Blas de Nasarre en Alcázar de San Juan, en plena disputa por la patria de Cervantes, aunque fue a partir de las biografías de Vicente de los Ríos y Pellicer (finales del siglo XVIII) y de Fernández Navarrete (Siglo XIX) que el mundo académico se decantó por la de Alcalá de Henares; lo que no fue obstáculo para que la partida de bautismo de Alcázar de San Juan estuviese expuesta en la Exposición Histórico-Europea de 1892 en Madrid, compartiendo espacio con el libro de bautismos alcalaíno.

Igualmente, la partida de bautismo de Alcázar de San Juan ha sido expuesta en lo que considero ha sido la mayor muestra sobre temática cervantina de la historia: “Miguel de Cervantes: de la vida al mito (1616-2016)”, comisariada por un equipo encabezado por José Manuel Lucía Megías y que tuvo lugar en 2016 en la Biblioteca Nacional de España en el paseo de Recoletos de Madrid con motivo del cuatrocientos aniversario de la muerte de Cervantes.

En Alcázar de San Juan hemos celebrado convenientemente el cuadringentésimo sexagésimo aniversario del bautismo de nuestro paisano Miguel de Cervantes con la celebración de  las V Jornadas Vino y Bautismo Qervantino. La otra efeméride es casi seguro que nos pasará por alto…

Constantino López. Sociedad Cervantina de Alcázar

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

4000 visitas en la exposición “El Quijote de Samper” en Ciudad Real

exposcion-museo-quijote-samper.jpg

4000 han sido los visitantes que se han acercado a la exposición “EL QUIJOTE DE SAMPER” de Ciudad Real. El museo ciudarrealeño del Quijote es uno de los más importantes de temática Cervantina que existen en el panorama nacional e internacional. Una espléndida acogida para la colección de acuarelas que Samper realizó a caballo entre el siglo pasado y este presente

¿El motivo? La conmemoración del IV centenario de la publicación de la primera parte del Quijote. Sin embargo, ha sido recientemente cuando han visto la luz para el gran público.

EL ÉXITO DE LA MUESTRA

Primero fue en el Museo Municipal de Santo Domingo de Alcázar de San Juan, ciudad de la que es natural el pintor manchego. Allí se mostraron las acuarelas que Samper realizó para homenajear la obra universal de Miguel de Cervantes. En los apenas 15 días que estuvo abierta la exposición tuvo gran éxito. Por ello, el museo que lleva el nombre del pintor decidió seguir mostrando la obra durante año y medio para disfrute de sus visitantes.

Casi 15 años más tarde de ser creadas era el momento de que las acuarelas de Samper emprendiesen vuelo hacia otros espacios y otras ciudades. Qué mejor manera de comenzar en este 2018 que en la cuna de Dulcinea. Fueron expuestas en la sala Domus Artis del Toboso, regentada el mecenas Juan Alfonso García Donas. La exposición se mostraría posteriormente en Quintanar de la Orden, lugar Cervantino donde residían los hidalgos Villaseñor tan importantes en la obra de Cervantes y que fueron sin duda inspiración e sus obras.

RECORRIENDO LA PROVINCIA

Durante el mes de octubre ha sido en Ciudad Real donde se ha expuesto la muestra por última vez hasta el momento. Una exposición comisariada por Tomás Verdugo, artista y crítico de arte, conocedor del mundo Cervantino y excelente divulgador del arte manchego.

A la inauguración el día 5 de Octubre asistieron a tan magno evento, el concejal de Cultura de Ciudad Real, José Luis Herrera, el director de los Museos Municipales de allí, Francisco Javier López Fernández, Sonia González Martínez, Técnico de los Museos Municipales y responsable de la Biblioteca Cervantina del Museo del Quijote.

Acompañando a la presentación de la muestra, dirigida por el comisario de la exposición Tomás Verdugo, hizo presencia Enrique Pedrero, artista, crítico de arte y delegado de la Asociación Española de Pintores y Escultores en Castilla-La Mancha. Pedrero dirigió unas palabras a los asistentes para introducir a los artistas en su contexto

Durante estas exposiciones, las acuarelas de José Luis Samper han estado acompañadas por el arte de Salvador Samper. Hijo y discípulo del artista, Salvador rinde homenaje a la obra del Quijote y a su mentor utilizando imágenes a modo de collage. Él muestra una visión muy diferente a la de su maestro. Dos interpretaciones del Quijote que se alimentan por su contraposición en cuanto a estética y mensaje.

EL QUIJOTE DE SAMPER SE DESPIDE POR EL MOMENTO

En esta última exposición ha participado como Artista invitado Austión Tirado, escultor manchego. Su obra complementa a la perfección con las imágenes de los Samper. Estaba muy relacionada con el tema Cervantino y Quijotesco desde un punto de vista trascendental y arraigado en las costumbres de nuestra tierra.

Durante este mes otoñal han sido los trabajadores del museo y la empresa tierradefornterafretours los encargados de las múltiples visitas guiadas que la exposición ha tenido.

Desde el Museo José Luis Samper damos 4000 mil gracias a los visitantes que han podido disfrutar de la exposición en el marco incomparable del Museo del Quijote en Ciudad Real.

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

Almagro acoge los días 16 y 17 de noviembre las 23 Jornadas de Atención Primaria de SEMG Castilla-La Mancha

23 Jornadas SEMG de Atención Primaria.JPG

Durante dos días médicos de familia procedentes de toda la región se darán cita en el Parador de Almagro para actualizar sus conocimientos en las enfermedades más prevalentes en las consultas del primer nivel asistencial

‘El cuidado integral del paciente: haciendo futuro’ es el lema bajo el que se desarrollará este encuentro científico que ha sido reconocido de interés sanitario por la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha 

Entre los temas que destacan se encuentra las indicaciones de la vitamina D, de la que se considera que existe una ‘pandemia’ de déficit en la población mundial de la que no es ajena la población española, a pesar de ser un país soleado 

Uno de los talleres destacados del encuentro estará centrado en la Dietoterapia en paciente frágil con disfagia, tema elegido para el programa debido a que la dificultad o imposibilidad de tragar tiene una gran prevalencia entre la población anciana. 

La importancia de la vacunación también estará muy presente en las Jornadas, a través de una mesa con la que reivindicará la labor clave de prevención que se realiza desde el primer nivel para hacer frente al movimiento antivacunas

14 de noviembre de 2018 – La Sociedad Castellano Manchega de Médicos Generales y de Familia (SEMG CLM) ha elegido la localidad ciudadrealeña de Almagro para celebrar los próximos días 16 y 17 de noviembre la 23ª edición de sus Jornadas de Atención Primaria. Bajo el lema ‘El cuidado integral del paciente: haciendo futuro’ se desarrollará este encuentro científico que ha sido reconocido de interés sanitario por la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha.

Durante dos días médicos de familia procedentes de toda la región se darán cita en el Parador de Almagro para actualizar sus conocimientos en las enfermedades más prevalentes en las consultas del primer nivel asistencial, entre las que se encuentran el asma, la insuficiencia cardiaca, diabetes, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) o hiperuricemia, entre otras.

El viernes las jornadas arrancarán con una ponencia sobre tabaco que será impartida por el Dr. Andrés Zamorano, miembro del Grupo de Tabaquismo de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG) y vicepresidente del Comité Nacional para la prevención del Tabaquismo (CNPT). El Dr. Zamorano será también quien imparta por la mañana una actividad preventiva sobre el consumo de tabaco, paralela al congreso, destinada a los jóvenes de los Institutos de Enseñanza Secundaria de Almagro.

Entre los temas que destacan en esta edición se encuentra las indicaciones de la vitamina D, de la que se considera que “existe una ‘pandemia’ de déficit de esta vitamina en la población mundial de la que no es ajena la población española, a pesar de que estamos en un país soleado”, tal y como indica el Dr. Francisco López Medrano, médico internista del Hospital Universitario 12 de Octubre de Madrid, que ahondará en el tema junto al Dr. Francisco Matador Alcántara.

Otro de los talleres destacados del encuentro estará centrado en la Dietoterapia en paciente frágil con disfagia. Se ha elegido este tema dentro del programa científico debido a que la dificultad o imposibilidad de tragar tiene una gran prevalencia entre la población anciana y puede tener consecuencias graves sobre el estado de salud de la persona que la sufre, traduciéndose en deshidrataciones, infecciones y neumonías, pérdida involuntaria de peso o malnutriciones.

Labor clave de prevención

La importancia de la vacunación como medida preventiva también estará muy presente en las 23 Jornadas de Atención Primaria de SEMG Castilla-La Mancha. Para ello, se ha programado una mesa sobre vacunación en el adulto, moderada por el Dr. Fernando Gómez Ruiz, presidente del Comité organizador, con la que se pretende reivindicar la labor clave de prevención que se realiza desde el primer nivel asistencial para hacer frente al movimiento antivacunas.

La sensibilización periférica y central, y cómo influyen en la práctica clínica; así como la vacunación antineumocócica en Castilla-La Mancha; y la labor de seguimiento de la insuficiencia cardiaca, como enfermedad crónica que es, desde Atención Primaria; serán otros de los temas que se tratarán en las 23 Jornadas de SEMG CLM.

http://www.semg.es

semg.gif

 

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

Miguel Romero Sáiz reconocido en el Congreso Mundial de las Letras Hispanas de Toledo

congreso3.jpg

Hace poco tiempo estuvo en nuestra ciudad, participando de los Almuerzos de don Quijote que organiza la Sociedad Cervantina de Alcázar de San Juan

Participación y reconocimiento al escritor Miguel Romero en el Congreso Mundial de las Letras Hispanas celebrado en Toledo los días 6 al 10 de este mes de noviembre

El escritor Miguel Romero Sáiz ha participado en el Congreso Mundial de las Letras Hispanas con su ponencia titulada “Las mujeres en el Quijote”, llevada a cabo en el Biblioteca Regional de Castilla La Mancha situada en el edificio del Alcázar de Toledo e impartida ante más de ochenta congresistas que representaban a veinte países, entre europeos y latinoamericanos.

congreso2.jpg

A su vez, recibió la Medalla de la Asociación Internacional de Escritores y Artistas del Orbe (AEADO) y el Diploma de Honor otorgado por ASORBAEX con la colaboración de AIPEH, Narradores y Poetas del Mercosur, Capulí, Vallejo y Tierra.

Ventanitas

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

La Sociedad Cervantina de Alcázar coordinó una una nueva edición de la ruta guiada “Alcázar de Cervantes”

 

ruta 1 nov18

Ha tenido lugar en la mañana del domingo 11 de noviembre con una magnífica acogida del público asistente 

Alcázar de San Juan, 12-11-2018.-  Enmarcada en el desarrollo de las V Jornadas Vino y Bautismo Qervantino que organiza el Ayuntamiento de Alcázar de San Juan, ha tenido lugar una nueva edición de la ruta guiada “Alcázar de Cervantes” que coordinada por la Sociedad Cervantina Alcazareña recorrió en la mañana del domingo 11 de noviembre los principales lugares de la ciudad que están vinculados con Miguel de Cervantes y su obra.

El público asistente se reunió en torno a la estatua El Hidalgo y su gato de José Lillo Galiani, ubicada en el atrio del Centro de Interpretación del Quijote, junto a Aguas de Alcázar, desde donde ha comenzado el itinerario a pie.

Sucesivamente los participantes en la ruta han conocido la historia del Quijote Cósmico en la Plaza de Palacio, escultura realizada por Santiago de Santiago que es gemela  de otra colocada en la ciudad mexicana de Guanajuato, ambas donadas por Eulalio Ferrer, que unen de forma indisoluble a las dos ciudades de ambos continentes y que se hermanaron en el año 2014.

En el atrio de Santa María, han conocido todo lo relativo a la partida de bautismo de Miguel de Cervantes Saavedra fechada en 1558 y donde, desde la misma puerta de la iglesia, han podido contemplar un paisaje en el cual el torreón del Gran Prior se asemeja considerablemente al dibujo de la letra capitular del primer capítulo del Quijote (en su edición prínceps).

ruta 2 nov18.jpg

En la plaza de la de la Rubia del Rosquero (hoy Plaza de Cervantes, donde hay un monolito dedicado al escritor), conocieron el lugar donde se ubicó la casa en la que nació el Miguel de Cervantes y Saavedra bautizado en Alcázar.

Siguió el Museo del Hidalgo donde se interpreta cómo era la vida de un hidalgo del siglo XVI prosiguiendo en la iglesia conventual de San Francisco  para conocer cómo el escritor profesó en los últimos días de su vida en la Orden Tercera u orden seglar de esta congregación religiosa, con cuyo sayal fue enterrado en el convento de las Trinitarias de Madrid.

Importante la parada realizada en la colección de azulejos quijotescos del Parque Cervantes, glorieta formada por cuatro bancos decorados con azulejos que representan escenas del Quijote, con la particularidad de que contienen las aventuras del Quijote  completo (Primera Parte  y Segunda Parte de la novela), se trata de un patrimonio único que realizó la Escuela Taller de Cerámica de Alcázar de San Juan a comienzos del siglo XXI, siendo de las pocas colecciones de España –si no la única- que abarca el Quijote completo desde el inicio hasta el final. El  número total de azulejos es de 290, correspondiendo 181 de ellos a la Primera Parte del Quijote, mientras que los restantes, 109 corresponden a la Segunda Parte.

Por lo avanzado de la hora no se visitó el conjunto de azulejos del Quijote de la estación de ferrocarril, obra de la fábrica sevillana  Mensaque Rodríguez y Cía.  que en 2016 fueron declarados Bien de Interés Cultural por la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha. La visita concluyó en la Plaza de España en uno de los iconos de la ciudad,  la estatua de Don Quijote y Sancho realizada por el escultor Marino Amaya, desde donde los asistentes conocieron la relación que Cervantes tuvo con la Orden Trinitaria, encargada en la época del escritor de llevar a cabo los rescates de cautivos en Argel.

ruta 3 nov18.jpg

Juan Bautista Mata, José Manuel Zarco y Manuel Rubio,  son los miembros de la Sociedad  Cervantina alcazareña que han guiado la ruta, y a quienes -una vez acabado el recorrido-, los asistentes les manifestaron encontrarse gratamente sorprendidos por la cantidad de curiosidades de la ruta, comprobando la cantidad de elementos que vinculan la ciudad de Alcázar de San Juan con Miguel de Cervantes, nuestro universal escritor.

 Sociedad Cervantina de Alcázar de San Juan

http://cervantesalcazar.com/ver_blog/34

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

Tu primer Quijote

Acuarela de José Luis Samper

La Sociedad Cervantina de Alcázar de San Juan pone a disposición gratuita, en su página web   http://cervantesalcazar.com/web/pdf/07112018153939.PDF  para todos los lectores que todavía no han leído el Quijote, su primer QuijoteEl ingenioso hidalgo de la Mancha.  Estamos convencidos de que quien lo lea quedará atraído, por su brevedad y encanto especial, por la obra de Cervantes.

Lo que presentamos es la novela corta que Cervantes inicialmente escribió, y que con el paso de los años vino a ser el Quijote de 1605. Ochenta páginas de fácil lectura, con las que el lector se impregna, casi sin darse cuenta, del espíritu del Quijote.

Atrás quedarán las excusas de que “no leo el Quijote porque es muy largo” o “porque no lo entiendo”. Este que ahora presentamos será el primer Quijote para muchos lectores, que, casi con toda seguridad, leerán después nuestra adaptación al Quijote, Las aventuras de don Quijote de la Mancha, nunca así contadas, que tantas descargas está teniendo, y, quien sabe, después se descargarán, también de nuestra web, el Quijote original de Cervantes con el que, ahora sí, poder decir que han leído el Quijote. 

Para quienes han leído ya el Quijote, podrán comprobar cómo en esta novela corta está el cimiento de lo que luego fueron los Quijotes de 1605 y 1615.

Este El ingenioso hidalgo de la Mancha ha sido preparado por Enrique Suárez Figaredo, Socio de Honor de nuestra Asociación, y responsable de todas las ediciones que presentamos en nuestra página web.

Sociedad Cervantina de Alcázar de San Juan

http://cervantesalcazar.com/ver_blog/33

 

1 comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

La comarca de don Quijote

 

Por los caminos de este inmenso espacio castellano, que es la Mancha, Cervantes imaginó a su caballero, haciendo del Quijote un itinerario de caminos, fácil de seguir en su época.Todo viajero, o caballero andante, tiene un origen desde donde comienza su viaje, o sus  aventuras, un espacio donde vive con su familia, trabaja y se relaciona con sus vecinos, e incluso con vecinos de lugares limítrofes, su hábitat urbano. Este espacio geográfico y humano, origen de las aventuras de don Quijote, está definido por Cervantes. Simplemente, con la lectura del Quijote,es posible delimitar o marcar los bordes de esta comarca manchega de don Quijote.

Que El Toboso, el lugar manchego más nombrado en el Quijote,en la actual provincia de Toledo, y patria de Dulcinea, se encuentra en la comarca manchega de don Quijote, es una obviedad. El caminante Vivaldo, suplica a don Quijote que le diga “el nombre, patria, calidad y hermosura de su dama, a lo que le responde que su nombre es Dulcinea; su patria, el Toboso, un lugar de la Mancha; su calidad, por lo menos, ha de ser princesa, pues es reina y señora mía”. El Toboso está en la Mancha, en la ficción del Quijote y en la realidad geográfica, “Está en el reino de Toledo en la Mancha en la provincia de Castilla”, contestan sus vecinos en 1575 en sus Relaciones Topográficas.

Y un lugar cercano al de don Quijote, como el narrador afirma, cuando describe la forma que tuvo nuestro hidalgo en poner nombre a su dama:

“… y fue a lo que se cree, que en un lugar cerca del suyo, había una moza labradora de muy buen parecer, de quien él anduvo enamorado… vino a llamarla Dulcinea del Toboso, porque era natural del Toboso” (1, 13).

La cercanía entre el lugar donde vivía don Quijote, y Sancho, y el de Dulcinea es confirmada también por el mismo Sancho Panza, porque, según él, conocía a la familia de Dulcinea, especialmente a sus padres:”Ta, ta, dijo Sancho, que la hija de Lorenzo Corchuelo, es la señora Dulcinea del Toboso, llamada por otro nombre, Aldonza Lorenzo?”(1, 25),aunque para Sancho“en lo que dudaba algo, era en creer aquello de la linda Dulcinea del Toboso, porque nunca tal nombre, ni tal Princesa, había llegado jamás a su noticia, aunque vivía tan cerca del Toboso” (1, 13). 

El conocimiento y la relación entre vecinos, incluso sin lazos familiares, en una ordenación del territorio tan concentrada como en la Mancha, se originaba entre núcleos de población muy próximos, por lo que cualquier lector que lo leyese intuía que El Toboso es un pueblo vecino al de don Quijote y Sancho.

En el entorno cercano, físico y humano, del lugar de don Quijote, Cervantes nos nombra otros cuatro lugares manchegos con su topónimo,que nos conforman la imagen de la comarca manchega de don Quijote. Son los lugares de Tembleque, Quintanar, Argamasilla y Puerto Lápice, que nos servirán de mojones,o hitos,para marcar los bordes de este espacio geográfico cervantino.

lcdq2

Tembleque,es mencionado por Sancho Panza durante las explicaciones que daba, a la duquesa, de su tan deseado cuento:

“A menos de la mitad pararé, si Dios fuere servido -respondió Sancho-. Y así, digo que llegando el tal labrador a casa del dicho hidalgo convidador, que buen poso haya su ánima, que ya es muerto, y por más señas dicen que hizo una muerte de un ángel, que yo no me hallé presente, que había ido por aquel tiempo a segar a Tembleque…

– Por vida vuestra, hijo, que volváis presto de Tembleque, y que sin enterrar al hidalgo, si no queréis hacer más exequias, acabéis vuestro cuento.” (2, 31)

Sancho Panza es un humilde agricultor y no posee tierras propias. Tiene que trabajar a jornal en las faenas agrícolas del campo manchego. En época de la siega del cereal, si en un pueblo se acababa pronto el trabajo, por una cosecha pobre, debido a mala climatología, o por las temidas plagas de langosta que asolaban los campos apunto de recolectar, los jornaleros no tenían otra opción que desplazarse a los pueblos vecinos más próximos donde pudieran trabajar unos días y poder llevar unos pocos salarios a casa.Como le pasó a Sancho,”que había ido por aquel tiempo a segar a Tembleque”.

lcdq3

La tradición agrícola cerealista en Tembleque, que llega hasta  nuestros días, en tiempos de Cervantes era una de sus actividades o recurso económico más importante entre sus vecinos. En las contestaciones a las Relaciones Topográficas, responden:

“Al veinte y seis capítulos se responde que los vecinos de esta villa la mayor parte de ellos son labradores y lo que más y mejor se coge es pan y vino y hay pocos ganados y son de lana por causa de la tierra rasa y de labor, que se cogerán de los diezmos de pan un año con otro doce mil fanegas de pan y cuatro o cinco mil arrobas de vino, poco más o menos siendo la cosecha de pan y vino razonable.” 

Quintanar de la Orden, la vemos nombrada en dos ocasiones en el Quijote. Muy distantes entre ellas, al principio de la primera parte y al final de la segunda parte. Sin duda alguna, la villa de Quintanar de la Orden,sus vecinos y familias más importantes, eran muy conocidos por Cervantes, estando especialmente mencionada, villa y familias, en el Persiles.

Es en la primera salida de don Quijote de su pueblo cuando es nombrada Quintanar. Camina sobre Rocinante, toda una jornada  bajo un sol implacable de verano manchego y, al final del día, sin encontrase con nadie en el camino, llega a una venta, donde es armado caballero esa misma noche por el señor del castillo, que no era otro que el propio ventero. Ala hora de la salida del sol, “la del alba sería”,y siguiendo las recomendaciones del ventero, sale de la venta con la intención de volver a casa y hacerse con todo lo que le faltaba para la profesión de caballero andante, entre otras cosas de un escudero.

“Y, no había andado mucho, cuando le pareció que a su diestra mano, de la espesura de un bosque que allí estaba, salían unas voces delicadas, como de persona que se quejaba…”  Estas voces eran de un joven pastor, Andresillo, al que su amo le estaba azotando, atado a una de las encinas, por perderle cada día una oveja del rebaño que le cuidaba. Este ganadero es “Juan Haldudo el rico, el vecino del Quintanar”. La versión de Andresillo es muy distinta, la paliza era porque le había reclamado el sueldo que le debía por nueve meses de trabajo. Don Quijote amenaza al ganadero de matarlo, si no le paga de inmediato lo que le debe al muchacho. Haldudo se excusa de no poder hacerlo con la prontitud exigida por no llevar dinero en ese momento, pero que se llevará a su casa a Andrés y allí le pagará. El desenlace es de todos bien conocido, una vez que don Quijote continúa su camino y se aleja de ellos, creyendo haber deshecho el primer agravio como caballero andante, el cruel  ganadero vuelve a atar al pastor en la misma encina y casi lo mata.

La escena se produce muy cerca de la venta y en el entorno de Quintanar. Esta villa está en el espacio geográfico gobernado por la Orden de Santiago, y el aprovechamiento de los pastos era común entre los lugares que pertenecían a ella. Hay quien enmarca la venta donde es armado caballero en una que existía en Puerto Lápice, en aquel tiempo dentro en el término de la villa sanjuanista  de Herencia. Para un lector coetáneo de Cervantes, conociendo del gozo comunal de pastos para los ganados de vecinos de los lugares de la Orden de Santiago y que esta aventura de Andresillo sucedía  poco después de salir de la venta,está enmarcada en territorio de la Orden de Santiago, simplemente por razones económicas.

Además del aspecto fiscal, muy importante en aquella época, y también ahora,el ganadero Haldudo le dice a Andrés que se vaya con él para pagarle, cosa improbable de poder hacerlo si el rebaño estuviese tan lejos de Quintanar para dejarlo solo y darle tiempo de ir y venir en el día. Tampoco es posible que el ganado fuese trashumante,no por la edad de Andresillo, quince años,sino por ir solo, cuando los ganados trashumantes se desplazaban siempre con varios pastores, por seguridad ante robos o ataques de los lobos.

Al final de la segunda parte encontramos la segunda mención de Quintanar. Don Quijote lleva enfermo seis días en la cama y Sansón Carrasco trata de animarlo, diciéndole: “… que ya tenía comprados de su propio dinero dos famosos perros para guardar el ganado, el uno llamado Barcino, y el otro Butrón, que se los había vendido un ganadero del Quintanar” (2, 74). Don Quijote, para cumplir el tiempo de retiro en su profesión de caballero andante, compromiso adquirido ante su vencedor en las playas de Barcelona, que no era otro que el mismo bachiller Sansón Carrasco, decide que tanto él como Sancho se ocuparían,durante ese tiempo ocioso,  en las labores de pastor de ganado en su pueblo. Ir a comprar dos perros pastores a Quintanar evidencian la cercanía entre estos dos  los lugares manchegos y la fama ganadera de Quintanar en aquella época, que también debió conocer Cervantes.

Argamasilla de Alba,en la actualidad una localidad de la provincia de Ciudad Real, es citada al final de la primera parte del Quijote, con sus vecinos los”Académicos de la Argamasilla”.Don Quijote acaba de llegar a su pueblo, enjaulado sobre un carro tirado por bueyes, desde la venta de Sierra Morena y el “autor desta historia” nos adelanta una segunda parte, y una tercera salida de su casa en busca de aventuras, esta vez hacia Zaragoza. Este nuevo escenario de aventuras e incluso las noticias de la muerte de don Quijote, dice el autor que las conoce por unos pergaminos que un médico había encontrado en una caja de plomo, entre los cimientos de una antigua ermita que se estaba reconstruyendo:

“… contenían muchas de sus hazañas y daban noticia de la hermosura de Dulcinea del Toboso, de la figura de Rocinante, de la fidelidad de Sancho Panza y de la sepultura del mesmo don Quijote, con diferentes epitafios y elogios de su vida y costumbres… Las palabras primeras que estaban escritas en el pergamino que se halló en la caja de plomo eran éstas: Los Académicos de la Argamasilla, lugar de la Mancha en vida y muerte del valeroso don Quijote de la Mancha, hoc scripserunt”.

Cervantes conocía bien esta parte de la Mancha, sus demarcaciones e historia, especialmente la de Argamasilla de Alba cuando la describe como “lugar de la Mancha en vida y muerte del valeroso don Quijote de la Mancha”. Que es lugar de la Mancha no cabe duda alguna, pues en sus respuestas a las Relaciones Topográficas, en 1575, dicen:

“… que el reino en que comúnmente se cuenta este pueblo es en el de Toledo, en la bailía de Alcázar, que por otra parte en donde este pueblo está sentado se llama la Mancha”. Pero no lo era como tal pueblo o lugar desde hacía mucho tiempo. Argamasilla de Alba se funda después de dos reasentamientos de sus vecinos por causa de las enfermedades debidas a los humedales cercanos. Originalmente estaban asentados en otros parajes cercanos, y su nombre antiguo era Moraleja y después Santa María de Alba, siempre dentro de su mismo término.En las mismas Relaciones Topográficas contestan que:

“… que la dicha villa es repoblación nueva de cuarenta y cuatro años a esta parte, un año más o menos, y que el fundador fue el prior don Diego de Toledo porque era en tiempo de la orden de San Juan de que era prior; y que esta población se fundó primero en la Moraleja que es término de dicha villa, habrá sesenta años poco más menos, y que por enfermedad se despobló y después se pobló en el Cerro Boñigal, cerca de los molinos que dicen de Santa María, término de esta villa, y se decía la dicha población la villa de Santa María de Alba, y por enfermedades se trasladó a donde al presente está fundada que es en la dicha villa de Argamasilla de Alba, habrá los dichos cuarenta y cuatro años como está dicho”

lcdq4

Argamasilla de Alba se funda en 1531, año en el que es nombrado Prior de la Orden de San Juan don Diego de Toledo, coincidiendo con la respuesta dada por sus vecinos “habrá los dichos cuarenta y cuatro años como está dicho”. Si Cervantes describía en 1605 que “frisaba la edad de nuestro hidalgo con los cincuenta años…”, nacía en el entorno de 1550, solo unos veinte años después de haberse fundado como lugar Argamasilla de Alba. Hecho histórico reciente en la Mancha dando sentido a la frase de”lugar de la Mancha en vida y muerte del valeroso don Quijote de la Mancha”, ya que mucho antes de nacer Alonso Quijana este lugar de Argamasilla no existía, conociéndose desde su fundación, hasta no hace mucho tiempo, como Lugar Nuevo.

En su estancia, o estancias, en Argamasilla de Alba, la tradición argamasillera así lo afirma, incluso la de haber iniciado la escritura del Quijote en su cárcel de la Casa de Medrano, Cervantes tuvo que haber conocido y tratado a estos vecinos sabios, que en todos los pueblos de la Mancha había, y hay, a los que llamó o apodó”Académicos de la Argamasilla”Singularmente, en esta parte de la Mancha, como en otras muchas otras partes de España, siempre se ha utilizado un sobrenombre para identificar a las personas, conocido aquí como apodo o mote. Este sobrenombre era fijado por el resto de sus vecinos por cualquier motivo, por su aspecto físico, costumbres, profesión o por una anécdota personal puntual, y era de tal precisión y calado que incluso se llegaba a transmitir a varias  generaciones posteriores de su familia. Mucho se ha hablado de los sobrenombres o apodos de los “Académicos de la Argamasilla: Monicongo, Paniaguado, Caprichoso, Burlador, Cachidiablo y Tiquitoc”, a veces desde la ignorancia que se tiene de esta parte de la Mancha, elucubrando o fantaseando sobre uno u otro de estos personajes y el propio Cervantes. Simplemente son los apodos con los que eran conocidos estos vecinos sabios en Argamasilla de Alba cuando Cervantes los conoció. Una Academia, como sede o lugar donde se dedique el tiempo al estudio de las letras, es improbable que existiese en aquella cervantina Argamasilla, tal y como sí se conoce su existencia y dedicación en otros lugares de aquella época, pero es del todo posible que Cervantes conociese a argamasilleros a los que les gustase y practicaran el arte de la poesía, y con su genial humor así los retrató, como los “Académicos de la Argamasilla”.

Un autor natural de Argamasilla de Alba, coetáneo de Cervantes, es Francisco de Contreras, que en el año 1624 publica en Madrid el poema épico:Nave trágica de la India de Portugal.

Este poema épico está dedicado a Lope de Vega, que como Fiscal de la Cámara Apostólica es también quien se lo aprueba. Entre los poemas laudatorios al autor, hay una décima del mismísimo Lope de Vega dedicada a Francisco de Contreras,  que termina con: “Que su ingenio pudo hacer / Todos sus versos estrellas”.

La conocida rivalidad literaria, y personal, entre Cervantes y Lope de Vega, y esta extraña, por excelente, relación entre Lope de Vega y el argamasillero Francisco de Contreras, ha hecho “suponer que Contreras fue uno de los enemigos de Cervantes, y que éste se propuso ridiculizarle en el Quijote llamándole académico…”, tal y como lo afirma el geógrafo Antonio Blázquez en su conferencia La Mancha en tiempos de Cervantes, leída en la Real Sociedad Geográfica, en 1905. De la misma idea es también Manuel Serrano y Sanz en su Dos notas al Quijote, publicado en la Revista de Archivos, Bibliotecas y Museos, de abril y mayo de 1900:”… más bien pudo Cervantes conocer a Contreras, y acaso un manuscrito de su poema u otros versos suyos, y satirizarle encubiertamente por ser de Argamasilla y amigo de Lope”.

lcdq5

¿Pudo ser el argamasillero Contreras el buscado Alonso Fernández de Avellaneda, nombre seudónimo del autor del Quijote apócrifo?  Avellaneda, a diferencia de Cervantes, no deja duda en su Quijote apócrifo del lugar de origen de su don Quijote: “Al Alcalde, Regidores, y hidalgos, de la noble villa del Argamesilla, patria feliz del hidalgo Cavallero Don Quixote de la Mancha”. Sin duda alguna, Argamasilla de Alba, es un lugar cervantino indiscutible, y su tradición lo avala. Argamasilla es el lugar de don Quijote, el de Avellaneda, pero no puede ser el lugar de don Quijote, el de Cervantes, por estar citado su nombre en la obra, cuando el autor expresamente no quiso nombrarlo:

“En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme, no ha mucho que vivía un hidalgo…” (1, 1)

“Este fin tuvo el Ingenioso Hidalgo de la Mancha, cuyo lugar no quiso poner Cide Hamete puntualmente…” (2, 74)

Puerto Lápice, es el cuarto mojón o hito geográfico que cierra el borde de la comarca manchega de don Quijote. Localidad actual de la provincia de Ciudad Real, en tiempos de Cervantes, no era más que una venta en un camino real en la Mancha, junto a unas casas quintería de agricultores, dentro de los límites de la villa de  Herencia, siendo propiedad de un vecino de Villafranca de los Caballeros. Con este topónimo es ya nombrado en las Relaciones Topográficas de Herencia, en 1575:

“… en el término de ella está una venta que se dice el Puerto Lápice como está declarado y esto responden, y esta venta es de un particular vecino de Villafranca”.

La comarca manchega de don Quijote está atravesada, de oeste a este, por uno de los caminos más importantes utilizados en España, el camino de Toledo a Murcia, por el que camina don Quijote, especialmente durante toda la primera salida de su casa,“sin acontecerle cosa que de contar fuese”, hasta que llega cansado, al final del día, a la venta donde es armado caballero. Vuelve al día siguiente a casa sobre sus mismos pasos y se encuentra de frente en el camino con “unos mercaderes toledanos que iban a comprar seda a Murcia”.Este encuentro con este grupo de mercaderes evidencia la vía en la que se produce, el camino de Toledo a Murcia, que precisamente transcurre por esta comarca cervantina en sus variantes conocidas en la época. 

 lcdq6

Cuando Cervantes escribe el Quijote, había tres ventas en esta comarca manchega de don Quijote, en Puerto Lápice, en el paraje de Las Motillas y en Manjavacas. Esta última,en el término de Mota del Cuervo, se encontraba junto al camino de Toledo a Murcia. A una de estas tres ventas dirige Cervantes a don Quijote en su primera salida.

lcdq7

La situación de la venta de Las Motillas, sin posibilidad de relación geográfica con la aventura de Andresillo, que ocurre cerca de Quintanar de la Orden, ni con la aventura de los comerciantes toledanos que iban por el camino a Murcia, la descartan como la venta cervantina donde don Quijote recibió burlescamente las órdenes de caballero andante. La venta de Puerto Lápice, que tampoco reúne las anteriores condiciones geoliterarias, es el escenario hacia donde se dirigen don Quijote y Sancho Panza, pero  después de la famosa batalla de don Quijote contra los molinos de viento:

“Y, hablando en la pasada aventura, siguieron el camino del Puerto Lápice, porque allí decía don Quijote que no era posible dejar de hallarse muchas y diversas aventuras, por ser un lugar muy pasajero” (1, 8)

Don Quijote, al contrario de la situación de la venta donde es armado caballero, que no la conocía, esta de Puerto Lápice la conoce perfectamente, por lo que esta venta no es en la que fue armado caballero, en su primera aventura. Así, por si cabe alguna  duda, nos lo aclara el mismo Cervantes:

“Autores hay que dicen que la primera aventura que le avino, fue la del puerto Lápice, otros dicen que la de los molinos de viento. Pero lo que yo he podido averiguar en este caso, y lo que he hallado escrito en los anales de la Mancha, es, que él anduvo todo aquel día, y al anochecer, su rocín y él, se hallaron cansados, y muertos de hambre: y que mirando a todas partes, por ver si descubría algún castillo, o alguna majada de pastores donde recogerse, y adonde pudiese remediar su mucha hambre, y necesidad: vio no lejos del camino por donde iba una venta…” (1, 2)

La venta de Manjavacas se encuentra en el camino de Toledo a Murcia, pertenece a la Orden de Santiago y su situación cercana a Quintanar de la Orden, la hacen ser la venta donde llega don Quijote en su primer día de aventuras y es armado caballero. Su situación al este de esta comarca de don Quijote, desde donde don Quijote recién armado caballero regresa a casa por el mismo camino, hace posible su encuentro con los comerciantes toledanos. El camino de Toledo a Murcia, con sus variantes, crea un cruce de camino, consistente geográficamente con el texto cervantino. Después de salir de la venta y creer haber liberado a Andresillo de los golpes de “Juan Haldudo el rico, vecino de Quintanar”:

“En esto, llegó a un camino que en cuatro se dividía, y luego se le vino a la imaginación las encrucejadas donde los caballeros andantes se ponían a pensar cuál camino de aquéllos tomarían, y, por imitarlos, estuvo un rato quedo; y al cabo de haberlo muy bien pensado, soltó la rienda a Rocinante, dejando a la voluntad del rocín la suya, el cual siguió su primer intento, que fue el irse camino de su caballeriza” (1, 4)

Poco después, “habiendo andado como dos millas, descubrió don Quijote un gran tropel de gente, que, como después se supo, eran unos mercaderes toledanos que iban a comprar seda a Murcia”.

        lcdq8

Esta comarca manchega de don Quijote está surcada principalmente por los ríos Guadiana, Záncara y Gigüela, que se juntan casi en la parte central de ella, formando desde aquí un solo río. Cervantes conoce este sistema hidrológico manchego, tan excepcional en esta parte de la Mancha, de tener varios ríos, además de arroyos y fuentes,donde dar de beber también a los rebaños de ovejas. Uno de los rebaños que iría a beber agua a esos ríos cercanos al lugar de don Quijote, era el suyo, en su retiro de las armas por un año:

“… yo compraré algunas ovejas, y todas las demás cosas, que al pastoral ejercicio son necesarias, y llamándome yo el pastor Quijótiz, y tú el pastor Pancino, nos andaremos por los montes, por las selvas, y por los prados, cantando aquí, endechando allí, bebiendo de los líquidos cristales de las fuentes, o ya de los limpios arroyuelos, o de los caudalosos ríos…”(2, 67)

junta rios.jpg

El conocimiento de Cervantes de la geografía física de esta comarca, sus bordes y sus caminos, es el mismo que tendrían de ella sus lectores y los viajeros que pasasen por ella, por lo que no necesitaba dar más detalles para enmarcar en la imaginación de muchos de sus lectores las escenas de su novela en esta parte de la Mancha. Además, complementa la imagen física de la comarca con las actividades económicas de sus vecinos.

La agricultura y la ganadería son las actividades principales en la Mancha. Si el mismo don Quijote contaba con algunas fanegas de tierras, dándolas su aprovechamiento en renta por ser hidalgo, Sancho Panza era un  agricultor a jornal. El cereal recogido tenía que ser molido para hacer la harina, alimento principal para el sustento de los vecinos y animales, en los molinos de agua  instalados en los ríos cercanos a sus lugares, operados por molineros y ayudantes, profesiones ancestrales en la Mancha y en esta comarca cervantina.

La mayoría de los ríos manchegos dejaban de correr en la época de verano, excepto el Guadiana, por lo que en una parte importante del año no trabajaban los molinos de agua, coincidiendo con la recolección del cereal. Esta parte de la Mancha sufre sequías periódicas durante toda su historia, que hace que los ríos se sequen durante todo el año, como la que sufrió en el siglo XVI, durante casi medio siglo, por lo que surgió la necesidad de construir unos nuevos tipos de molinos, capaces de mover sus muelas de piedra con la fuerza del aire, los molinos de viento. El oficio de molinero cambiaba de lugar, de los cauces de los ríos a los cerros mejor orientados a los vientos de los pueblos.

lcdq10

Pero estos molinos de viento no se construyeron en toda la Mancha por igual, ya que algunos ríos sí corrían todo el año, como el  Guadiana, que en esta comarca manchega de don Quijote  transcurre por tierras gobernadas por la Orden de San Juan. El Prior de esta orden era el propietario de sus aguas y de sus excelentes molinos de agua, no autorizando la construcción de los molinos de viento en los lugares de su gobernación, hasta finales del siglo XVII, asegurándose así las moliendas de sus vecinos en sus molinos de agua, y el cobro de la molienda, aunque los agricultores tuviesen que desplazarse con sus cargas de grano y harina en carros o los lomos de sus animales durante muchos kilómetros.

lcdq11

La comarca manchega de don Quijote está dividida principalmente, casi de norte a sur, entre la Orden de San Juan y la Orden de Santiago. En la Orden de Santiago los molinos de viento se comenzaron a construir desde mediados del siglo XVI. En toda la Mancha, antes de publicar la primera parte del Quijote, en 1605,Cervantes pudo ver los molinos de viento en los lugares de Campo de Criptana, Belmonte, Las Mesas, Mota del Cuervo, El Pedernoso, El Toboso, Villaescusa de Haro y Chinchilla de Montearagón. Dentro de la comarca manchega de don Quijote en Campo de Criptana, El Toboso, Mota del Cuervo, pertenecientes a la Orden de Santiago, y en Las Mesas, lugar del Marquesado de Villena.

El lugar de don Quijote no contaba con ellos. Don Quijote no los conocía, teniendo que describírselos el mismo Sancho Panza, poco antes de cargar don Quijote contra uno de ellos:

“Mire vuestra merced —respondió Sancho— que aquellos que allí se parecen no son gigantes, sino molinos de viento, y lo que en ellos parecen brazos son las aspas, que, volteadas del viento, hacen andar la piedra del molino” (1, 8).

Sancho sí los conocía al ser agricultor a jornal y tener que llevar el grano a moler a estos artilugios, en lugares cercanos al suyo. Los vecinos de los pueblos de la Orden de San Juan, tenían que ir a moler a los molinos de agua del Prior, en el río Guadiana, o a los molinos de viento de los lugares cercanos que ya los tenían, lo que justifica los muchos  molinos de viento construidos en Campo de Criptana, a solo media legua de distancia con los límites con la Orden de San Juan por el oeste, y en menor número en Mota del Cuervo y El Toboso. Se construyeron en un número tan elevado en Campo de Criptana, sobredimensionado el recurso molinero para el cereal propio y el de los lugares cercanos de la Orden de San Juan, como Alcázar de San Juan, Quero, Tembleque, Herencia o Villafranca.

Pedro Alonso.jpg

Era el mes de julio, y de un molino de viento venía de llevar una carga de trigo un vecino de don Quijote, Pedro Alonso, que fue el que lo auxilió después de la paliza que un mozo de mulas de los mercaderes toledanos le propinó a nuestro caballero, por culpa de un tropiezo de Rocinante. Venir de algún molino de agua, en verano, cercano al camino de Toledo a Murcia, por el que iba a su pueblo, es geográficamente imposible, porque los ríos Záncara y Gigüela no corrían durante el estío, y el Guadiana está muy lejos, al sur, de este camino principal:    

“Y quiso la suerte que cuando llegó a este verso acertó a pasar por allí un labrador de su mesmo lugar y vecino suyo, que venía de llevar una carga de trigo al molino, el cual viendo aquel hombre allí tendido, se llegó a él y le preguntó que quién era y qué mal sentía, que tan tristemente se quejaba…” (1, 5).

Pedro Alonso, cuando lo reconoce como Alonso Quijana, su vecino,  lo sube como puede sobre su borrico, recoge sus armas, y atando a Rocinante del ramal, sigue el camino hacia su pueblo, donde llega cuando anochecía.

La alfarería es también una actividad económica en esta comarca cervantina, desde donde se fabricaba y abastecía a los vecinos de vasijas, cántaros y tejas. Buen barro y mejores alfareros había especialmente en Mota del Cuervo y Villafranca de los Caballeros. Una de las actividades alfareras más singulares,por la complejidad en su elaboración, cocido y transporte,era la fabricación de grandes tinajas donde almacenar vino y aceite, y en la comarca de don Quijote se hacían en El Toboso. Cervantes tuvo que conocerlas, en la misma alfarería o en cualquier de los lugares próximos a él, hasta donde se trasladaban cuidadosamente estas “panzudas”, como se les conocía y se les sigue conociendo por su peculiar forma.Así contestaba El Toboso en sus Relaciones Topográficas, en 1575:

“Lo que en el dicho pueblo se ha labrado y labra y hace mejor que en otro lugar de España son las tinajas para tener vino, aceite y lo que mas quisieren echar en ellas, y de las hacer hay en el dicho pueblo mucha pericia y sciencia, este trato va ya cesando por la falta de leña para las cocer”

lcdq13

Cervantes las describe precisamente en un lugar muy cercano al El Toboso, como es en la casa de don Diego de Miranda, el Caballero del Verde Gabán, donde llegan en su compañía, don Quijote y Sancho, después de pasar por El Toboso en su camino hacia Aragón, por tanto, muy cerca del lugar de Dulcinea:

“Halló don Quijote ser la casa de don Diego de Miranda ancha como de aldea; las armas, empero, aunque de piedra tosca, encima de la puerta de la calle; la bodega, en el patio; la cueva, en el portal, y muchas tinajas a la redonda, que por ser del Toboso le renovaron las memorias de su encantada y transformada Dulcinea, y sospirando y sin mirar lo que decía ni delante de quien estaba, dijo:

¡Oh dulces prendas, por mi mal halladas;dulces y alegres cuando Dios quería!

¡Oh tobosescas tinajas, que me habéis traído a la memoria la dulce prenda de mi mayor amargura!” (2, 18)

Estas tobosescas tinajas no se trasladaban muy largo de El Toboso, por lo costoso y arriesgado que era su traslado, siendo  muy apreciadas y usadas en toda la comarca manchega de don Quijote.

Geografía física y humana de esta parte de la Mancha que Cervantes hace comarca de don Quijote. Este es el origen, el hábitat familiar y social de don Quijote.

Luis Miguel Román Alhambra

Publicado en Alcázar Lugar de don Quijote  https://alcazarlugardedonquijote.wordpress.com/2018/11/03/la-comarca-de-don-quijote/

 

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan

Una ruta para todos los públicos que recorrerá el “Alcázar de Cervantes”

Ruta1

Desde el 22 de octubre está abierto el plazo para inscripciones que se pueden realizar en la Oficina de Información Turística, en la Plaza de España

Alcázar de San Juan, 02-11-2018.-  El próximo 9 de noviembre se cumplirán 460 años desde que fuese bautizado un niño llamado Miguel de Cervantes Saavedra en la pila bautismal de la iglesia de Santa María la Mayor de Alcázar de San Juan, según se acredita en el Libro Primero de Bautismos guardado en el archivo parroquial, que dice:

«En nueve días del mes de Noviembre de mil quinientos y cincuenta y ocho bautizó el Reverendo Señor Alº Diaz pajares un hijo de Blas de Cervantes Sabedra y de Catalina López que le puso de nombre Miguel…»

Alrededor de esta efeméride y organizada por el Patronato Municipal de Cultura, se vienen celebrando anualmente las Jornadas Vino y Bautismo Qervantino que este año alcanzan su 5ª edición y que se desarrollarán entre el miércoles 7 y el domingo 11 de noviembre.

Colaborando con el Ayuntamiento de Alcázar, la Sociedad Cervantina de Alcázar de San Juan coordinará la ruta guiada “Alcázar de Cervantes” que recorrerá los principales lugares de Alcázar de San Juan, que tienen relación con el escritor Miguel de Cervantes o con su obra.

Ruta 2

La ruta tendrá lugar el domingo 11 de noviembre a las 12 horas siendo el punto de concentración y origen de la ruta el monumento a Alonso Quijano con su gato junto a la sede de Aguas de Alcázar.

Las personas interesadas pueden inscribirse desde el 22 de octubre en la Oficina de Turismo Municipal en la Plaza de España (bajos del Mercado Municipal).

Esta ruta discurre por los lugares que directa o indirectamente evocan aspectos de la vida de Cervantes, desde su bautismo hasta su enterramiento, pasando por su cautiverio y por su obra cumbre “El Ingenioso Hidalgo don Quijote de La Mancha”. Consta de un recorrido de unos 2 km, y su duración aproximada de dos horas.

Sociedad Cervantina de Alcázar de San Juan

 

Deja un comentario

Archivado bajo Alcázar de San Juan